Educar al niño en su sexualidad

La Educación Sexual es un tema que preocupa a padres y educadores. La familia es el lugar privilegiado para enseñar y formar a los niños y adolescentes en la comprensión del don de la sexualidad y del correcto ejercicio de ella.

Hablar de sexualidad es positivo y enriquecedor, nunca debe ser tratado como algo sucio u obsceno. Ha de haber respeto, seriedad e, incluso, admiración ante el hermoso hecho de que somos hombres y mujeres y podemos dar vida a otro ser humano.

Estas líneas quieren ser un apoyo a padres y educadores, con la convicción de que son ellos, los que conocen personal y profundamente a cada niño, los que pueden acompañarle y guiarle en la tarea de transformarse en adultos.

Infancia (aproximadamente hasta los 7 años)

Durante la infancia los niños descubren la existencia de los sexos: saben que hay niños y niñas y que son diferentes. En esta edad es muy importante que los padres digan a sus hijos lo felices que se sintieron cuando supieron que era él o ella en el momento de nacer o en una ecografía. El niño está desarrollando las bases de su seguridad personal y de su propia personalidad y necesita mucho el saberse querido y aceptado como es, por aquellos que más ama: sus padres.

Es también muy importante que los niños observen una clara distinción en los papeles de papá y mamá. En el vestir, en las actitudes empleadas, etc. Esto no significa educar en la idea de que el hombre vive fuera de casa y la mujer en la cocina, es bueno que los niños vean a papá ayudando en casa y mamá que puede trabajar fuera, pero saber que hay ciertas tareas que cada uno de ellos hace por los demás miembros de la familia.

El niño pequeño es egoísta por naturaleza, en su mundo aún no hay más personas que él mismo, mamá y papá, los cuales viven para él. Por este motivo, es importante en estos años ir educando en la generosidad y también en la comprensión de que el amor implica sacrificio y abnegación por los demás. El testimonio de los sacrificios que los padres hacen por sus hijos, que mamá hace por papá y viceversa, es mejor que mil palabras.

Otro elemento muy importante en esta edad es el desarrollo de una relación de confianza con los padres. El niño debe sentirse siempre seguro de que sus palabras son escuchadas, creídas y aceptadas; obviamente esto implica estar atentos a las pequeñas mentiras o fantasías normales y ayudarle al niño a reconocer entre la realidad y sus sueños y a asimilar que es mejor siempre decir la verdad aunque duela. Esto facilitará que más adelante sea a sus padres a los que consulte sus dudas respecto a su sexualidad, y disminuirá el riesgo de ser objeto de abuso. Un niño bien atendido, que confía en sus padres y está advertido de los extraños, es una presa difícil para quienes abusan de menores.

En estas edades se pueden dar las bases para una verdadera y profunda educación en la espiritualidad. Comenzar a formar la voluntad, la conciencia recta y el deseo de hacer en todo momento el bien, serán elementos indispensables luego para integrar y vivir su sexualidad correctamente en una sociedad llena de estímulos.

Objetivos en la educación sexual a esta edad:

– que el niño desarrolle una sana afectividad por quienes les rodean y hacia sí

– que el niño vaya conociendo progresivamente las diferencias sexuales entre hombres y mujeres

– que viva con naturalidad su realidad corporal y sus funciones

– que vaya adquiriendo un vocabulario adecuado para estas realidades

– que comprenda la importancia del amor en las relaciones familiares

– que reconozca el papel de la familia en su vida y su papel en su familia

– que comprenda que los niños tienen padre y madre, que se desarrollan en el vientre de su madre (generalmente basta hablar de una semilla inicial)

– que sepa los conceptos básicos del nacimiento de los niños y la necesidad de mayor atención y cuidados que tienen los bebés

– que comprenda y viva que el crecimiento no sólo es aumento de tamaño sino que implica responsabilidades (1)

Medios que pueden utilizar padres y formadores:

– tener manifestaciones de cariño hacia los niños, éstas dependerán de las costumbres de la familia, del carácter de los niños, etc; pero nunca pensar que porque han dejado de ser bebés ya no necesitan besos, caricias, abrazos, palmaditas en el hombro, etc.

– demostrar siempre cariño y atención a sus preguntas y comentarios; que los niños vean que tienen atención, pero sin permitirles abusar

– ser claros y veraces ante las preguntas de los niños, adecuando la cantidad de información a la capacidad de comprensión del niño

– aprovechar las oportunidades que presentan los hechos de la vida normal: la llegada de un nuevo hermano o primo generará curiosidad y la posibilidad de entablar muy buenas conversaciones

– estar atentos a la información que los niños están recibiendo por televisión u otros medios; saber mostrar lo que es natural y que hay personas que realizan conductas diferentes no adecuadas

– desde los 3 años los niños comienzan a entender la importancia de la intimidad y el pudor; fomentarlo con el testimonio y las palabras

– si sorprenden a los niños en juegos o comportamientos inadecuados, distraerlos y buscar que se interesen en otros; si insisten o preguntan por qué no pueden jugar a eso, decir que no está bien y no tocar nuevamente el punto

3 comentarios

  1. Mi hija se masturba y yo le hablado ,que se puede romper y que si le dan ganas de tocarse que de moje con agua helada ,pero lo volvía aser y yo le pegue ,no me gusta k lo haga yo lo asia cuando era joven un tío me vio y después me quería tocar ,no quiero k le pase a mi hija lo que yo pasé 😭😭😭

  2. KARINA muy bien por ti, alguna veces es muy dificil pasar sola esa situacion, pero no podria decir que estas sola ya que me imagino tienes el apoyo de tu familia(tus padres y hermanos) y si no la tienes pues mas te debes de sentir orgullosa ya que tu sola estas y podras luchar por tu hijo, como cualquier madre lo haria por su hijo…

    Bien por ti y me alegra que hallas dejado un comentario…

    Saludos..

  3. Hola.
    Soy una futura madre que va atener a su bebe sola pero les contare que al inicio senti una fustraciòn por no tener el apoyo del àdre de mi hijo paero sin querer estoy aprendiendo a superarlo y darme valor lo que esta expaeriencia a sido la mejor solo espero poder cuidar bien a mi hijo y ser una buena madre para el y con el tiempo ver que sea un profesional exitoso y que les demuestre a las personas que no querian que nazca que nosotros juntos pudimos salir adelante y logre mi sueño verlo crecer a mi lado. Para todas aquellas personas que les dijieron que no tengan a sus hijos yo les digo no hagan caso continue su bebe les dara fuerzas para continuar ya que es lindo ver crecer un ser en su vientre.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s